La avena, el ingrediente perfecto para la salud de tu familia

¿Qué hay más importante para una madre que la salud de su familia? Si queréis que vuestros bebés y niños tengan una excelente alimentación, os recomiendo que completéis su dieta con avena, un ingrediente rico y muy saludable.

Yo comencé a utilizarla porque mi bebé tenía problemas de estreñimiento y buscaba un ingrediente natural con el que ayudarle. Pregunté a mis amigas y a mi pediatra, me dijeron que probara con la avena y elegí la avena canadiense, una avena producida y exportada a todo el mundo desde Canadá con una calidad excelente y totalmente libre de GMOs (Organismos Genéticamente Modificados).

Los beneficios de la avena en bebés, niños y adultos

  Papillas para bebés de avena.

Los resultados fueron excelentes desde el día siguiente en el que mi bebé tomó avena por primera vez. Ahora sus deposiciones son regulares, él está mejor y yo estoy más tranquila.

Avena, alimento para niños

Pero no sólo recomiento la avena por su rica cantidad de fibra, también es destacable que es buenísima para reducir el colesterol (ideal si tu marido lo tiene alto o para prevenir enfermedades cardiovasculares), es una nutritiva fuente de vitaminas E, B1, B2, B3, folatos y minerales como el magneso, hierro, selenio, calcio, cobre, magnesio y zinc, es rica en carbohidratos, es el cereal con el más alto contenido en proteína, es apta para celíacos y contiene seis de los ocho aminoácidos esenciales para la vida.

Recetas con avena para toda la familia

Las posiblidades que ofrece la avena son muchísimas, es un complemento perfecto para entrantes, platos principales e incluso postres. Con la avena se pueden utilizar para hacer galletas, panes, leche, horchata, empanizados, sopas, albóndigas, etc...

Además es sencillísimo preparar la papilla de avena, sólo necesitas una taza de agua y y dos cucharadas de avena. El procedimiento es fácil: pon el agua a fuego medio y agrega la avena hasta que hierva, apaga el fuego y cubre el recipiente dejando reposar la mezcla durante 10 minutos. ¡Listo!

Eso sí, si vuestro de bebé tiene más de seis meses, podeís variar las cantidades añadiendo más avena y quitando un poquito de agua.

Otras recetas con avena que elaboro, ya sea como complemento o como ingrediente principal son: Muffins de manzana, canela y avena, galletas de avena, pastel de calabaza, manzanas rellenas, batido de fresas y avena, crepas, pizzas de avena, leche con avena, sopa con avena.... Como veis hay recetas de todo tipo. Anímate a hacer alguna de ellas y cuéntame cómo te ha ido. Seguro que acabarás encantada con todo lo que nos aporta la avena.

Laura Salas. Mamá Ahorradora

0 comentarios